Como Lavar El Cabello Después De La Keratina


Lavado de cabello despues de un tratamiento de Keratina

Paso 1: Utiliza solo productos aptos para el cabello despues del tratamiento con Keratina.

Es importante usar productos especificos para el cuidado y mantenimiento del cabello tras un tratamiento de keratina. Esto es así, ya que en muchos productos hay químicos que se pueden mezclar con los usados en la keratina y esto puede provocar el daño del cabello. Algunos productos que se recomiendan para el cabello después de un tratamiento de keratina son:

  • Acondicionador profundo sin proteína de calidad reconocida, ayuda a mantener el efecto liso que obtuvo con el tratamiento.
  • Shampoo para Cabellos Tratados con Keratina o Shampoo Sin Azúcar. La cafeína es la gran novedad en estos shampoos, que ayuda a bloquear la recuperación de la queratina.
  • Aceite de árbol de té. Este aceite libre de siliconas además de mantener el cabello humido, tiene una función bacteriostática para prevenir enfermedades.
  • Aceite de coco. Un aceite muy beneficios, que ayudara a hidratar el cabello y evitara que se sequen las puntas.

Paso 2: Lava con la debida frecuencia.

Es importante lavar el cabello con los productos adecuados para el cabello, no es necesario usar productos excesivos para el cabello. El exceso de producto puede tapar los poros del cabello y los productos no entrarían al cabello, lo único que conseguiríamos es que el pelo se encuentre sucio con el paso del tiempo.

También es importante ser conscientes de la cantidad de veces que se lava el cabello, el lavado con agua caliente y frecuente debilita la queratina por lo que transcurrido el tiempo volvemos a tener un cabello encrespado. Se recomienda lavar el cabello cada 4-5 días con una temperatura normal de agua.

Paso 3: Secado.

Por último es importante secar el cabello como es debido. El cabello recién lavado con tratamiento de keratina es muy delicado, es recomendable no usarla secadora y dejar que el cabello seque al aire y así conseguiremos peinar en cabello sin dañarlo extra. Si es necesario secarlo con la secadora, se recomienda que la temperatura sea baja.

Esperando haberle proporcionado la ayuda adecuada para el cuidado del cabello después de un tratamiento con keratina. Que tengas un lindo cabello!

¿Cuándo se debe lavar el cabello después de la keratina?

¿Cada cuánto se debe lavar el cabello con keratina? Inmediatamente después de hacerte un tratamiento de keratina para el cabello, evita lavarlo por 72 horas. Pasado este tiempo, el efecto del tratamiento se desvanece con los lavados, por lo que cuanto más lo laves, antes se irá. Es recomendable lavarlo sólo tres veces por semana para mantener el tratamiento por más tiempo.

¿Que no se puede hacer después de la keratina?

No lo recojas ni lo estires En los primeros días evita el uso de moños, pinzas, coletas, o lo que sea que pueda apretar el pelo, pues podrías dejar una marca muy difícil de eliminar. Déjalo quieto, pues la forma en la que lo mantengas es aquella con la que quedará por algunos meses. Tampoco expongas el cabello a temperaturas extremas ya sea frío, calor, sol directo. Por último, no uses peines con dientes demasiado finos. Utiliza siempre un cepillo de cerdas de caballo.

¿Cómo bañarse después de la keratina?

El champú debe estar libre de cloruros, ya que estos productos arrastran la keratina y la terminan eliminando. Asimismo, es importante fijarse en que sea PH neutro o sin sal para que no se abra la cutícula y, así, mantener el tratamiento por más tiempo. A la hora de aplicar el acondicionador nunca hay que pasarse de la cantidad, sino proporcionar lo necesario para facilitar el desenredado. Por último, se recomienda usar una loción alisadora que contenga queratina para evitar el encrespamiento.

¿Cómo lavar el pelo después de un tratamiento de keratina?

Qué hacer después del tratamiento de keratina – YouTube

1. Comience por enjuagar el pelo con abundante agua fría para eliminar los restos de producto de la keratina.

2. Utilice un champú sin sulfato para eliminar lo que queda de la keratina sin dañar el efecto de la aplicación.

3. Seque el cabello con un secador a temperatura ligeramente baja para evitar daños adicionales y obstruir los poros.

4. Utilice una plancha, si es necesario, para alisar, pero también a temperatura baja.

5. Una vez el cabello esté completamente seco, aplique una mascarilla hidratante para evitar que el cabello se reseque y se caiga.

6. Para finalizar, utilice un protector térmico con filtro UV antes de exponer el cabello al sol para preservar los beneficios del tratamiento.